Suscripciones
Contáctanos
Tu Salud
Saber comer
Tener una alimentación adecuada es la clave para tener una buena salud

Una alimentación adecuada es la que cumple con las necesidades específicas de cada organismo, tomando en cuenta su sexo, peso, talla y edad, así como aspectos socioculturales, como ocupación, actividad física y hobbies.
Es a partir de los alimentos ingeridos de donde el organismo toma las sustancias para su correcto desarrollo y funcionamiento, convirtiéndose la comida en el combustible que se utiliza para realizar las funciones vitales y actividades diarias.
Y de no existir una alimentación adecuada, el organismo tendrá un desbalance que no le permitirá funcionar en su totalidad, desarrollándose, además, patologías que ponen en riesgo la vida.
La alimentación es un aspecto que puede ser visto desde diferentes perspectivas, pero en todas inciden el bienestar de la persona y su calidad de vida, de ahí que, incluso, exista el Día Mundial de la Alimentación, que se conmemora el 16 de octubre.
Al respecto, María Teresa García Plata, directora general del Banco de Alimentos de Mazatlán, reconoce las implicaciones que tiene alimentarse sanamente.
“Sobrepeso y obesidad son más frecuentes que desnutrición, pero también están juntos, lo vemos mucho en nuestra población de niños, encontramos un 37 por ciento con un cuadro de anemia”.
La promotora del desarrollo social considera estos niveles de anemia infantil como alarmantes, ya que en la mayoría de los casos, las madres afirman que sus hijos comen bien, incluso de más, al igual que lo que ocurre con los adultos y adultos mayores, quienes presentan síntomas de enfermedades crónico degenerativas.
“Sí, a lo mejor comen muy bien, pero ¿qué es lo que comen?”, cuestiona.
Originalmente, Banco de Alimentos tenía la función de hacer llegar despensas alimentarias a familias de escasos recursos o con pobreza alimentaria, sin embargo, en el caminar han detectado la problemática de la salud, derivada de vivir en condiciones de pobreza alimentaria.
“Detectamos en nuestra población atendida, sobre todo adultos y adultos mayores, que 80 por ciento presentan síndrome metabólico, es decir, personas con obesidad, hipertensión y altos niveles de colesterol, prediabetes, problemas actuales de salud del milenio y con los cuales se distingue México en materia de salud”, lamenta.
Actualmente, Banco de Alimentos Mazatlán tiene un padrón de 2 mil 300 familias, a las que atiende a través de cuatro programas: el de despensas, el de sensibilización, el de nutrición temprana y el de formación de nuevos hábitos alimenticios y capacitación
“Lo que hacemos con ellos es trabajar el tema de la nutrición con información sobre la formación de mejores hábitos higiénico dietéticos y proporcionándoles alimentos adecuados para sus necesidades nutricias, no se limita a darles una despensa cada 15 días”, afirma.
Sin embargo, la problemática del hambre y la alimentación supera las capacidades institucionales. De acuerdo al Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social, tan solo en Mazatlán hay 71 mil personas en situación de pobreza alimentaria, de las 878 mil 500 que habitan Sinaloa.
La estrategia a seguir, entonces, es el de la formación de una nueva cultura alimentaria, del fomento a mejores hábitos de higiene y crear una conciencia real sobre la administración de los alimentos.

Disposición de alimentos
Actualmente, Banco de Alimentos atiende en Mazatlán a 2 mil 300 familias, por presentar algún tipo de carencia alimentaria, ya sea leve, moderada o severa, en suma son alrededor de 8 mil personas que no tienen garantizadas las tres comidas del día: desayuno, comida o cena, o bien que basan su alimentación en muy poca variedad de alimentos.
No tener garantizado el alimento o tener una alimentación limitada genera deficiencias en el desarrollo del organismo, deficiencias anímicas y problemas de salud; y si a esto se suman los malos hábitos de alimentación y de higiene, la población se está acercando a una situación peligrosa.
A nivel mundial, más de un tercio de los alimentos producidos en el mundo se pierde o desperdicia. Esto supone alrededor de mil 300 millones de toneladas anuales de comida que nadie consume.

CONMEMORACIÓN
La Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación proclamó en el año de 1979 el Día Mundial de la Alimentación el 16 de octubre, fecha en que la Organización fue fundada, en 1945, uno de sus objetivos es fomentar el sentido de solidaridad nacional e internacional en la lucha contra el hambre, la malnutrición y la pobreza y señalar a la atención los éxitos conseguidos en materia de desarrollo alimentario y agrícola.

Suministro de alimentos
“Sin importar la condición económica, estas condiciones detonan otro tipo de enfermedades degenerativas, como dislipidemias, hipertensión, síndrome metabólico y diabetes. Es para la población en general”, asegura María Teresa García Plata, directora del Banco de Alimentos de Mazatlán.
Más allá de la disponibilidad de alimentos, el problema del hambre y la alimentación también está ligada con las combinaciones de alimentos muy procesados y la higiene al momento de comer. 
En muchos niños, el origen de la anemia radica en que no absorben los nutrientes de los alimentos que consumen por un problema de parásitos intestinales; en otros que basan su dieta en productos muy procesados, con muchos carbohidratos y pocos nutrientes, dando como resultados niños que físicamente se ven bien, pero al checar sus niveles de hemoglobina presentan deficiencias.

BENEFICIOS DE COMER SALUDABLEMENTE
- La comida sana te ayuda a ser una persona más saludable, porque ayuda a fortalecer el sistema inmune, que es el encargado de repeler el ataque de organismos patógenos.
- Una alimentación saludable brinda una mejor calidad de vida, la comida rápida genera malestares estomacales, afecta al tránsito intestinal, y en ocasiones riesgo de alguna infección.
- La comida sana te da energía, mientras que un alimento  de alto contenido de azúcares da energía de muy corta duración, además de que puede generar obesidad si se consume en exceso.
- Llevar una dieta balanceada ayuda a vivir más años, sin tener que estar atado a una cama o a una silla de ruedas por un problema de salud como obesidad, diabetes o dislipidemias, generados por una mala alimentación.
- La comida sana y balanceada ayuda a no subir de peso, porque garantiza que el cuerpo tiene justo lo que necesita para mantener un peso ideal.
- Prevenir las enfermedades es posible con una dieta saludable y realizando ejercicio con frecuencia.

ENFERMEDADES CAUSADAS POR UNA MALA ALIMENTACIÓN
ANEMIA
Síndrome que se caracteriza por la disminución anormal del número o tamaño de los glóbulos rojos que contiene la sangre o de su nivel de hemoglobina. Esto sucede cuando el cuerpo pierde glóbulos rojos más rápidamente de lo que los puede reemplazar. 

SOBREPESO Y OBESIDAD 
La principal causa del incremento de peso es la ingesta superior a las necesidades del organismo, especialmente en lo que refiere a grasas, azucares y harinas. Una dieta que incluya más cantidad de frutas y verduras y menos azúcar, sal y grasas saturadas, conjuntamente con la práctica regular de actividad física, contribuye a disminuir su riesgo.

CARIES. 
La salud bucal está estrechamente ligada con los hábitos alimenticios y la higiene. Una ingesta regular de alimentos ricos en azúcar, grasas, hidratos de carbono, conjuntamente con una mala higiene, constituyen el caldo de cultivo para la aparición de caries.

HIPERTENSIÓN. 
El exceso de grasas y sal en la alimentación puede causar hipertensión arterial. La presión elevada impide la correcta circulación de la sangre, lo que puede lleva a accidentes cardiovasculares con consecuencias que incluyen infartos o embolias.

OSTEOPOROSIS
Los azúcares, las carnes y las grasas favorecen el desarrollo de la enfermedad. Para prevenirla, la recomendación incluye el consumir de alimentos derivados de la leche, pescado y los granos. Evitar los alimentos procesados y consumir más que aporten calcio.

DIABETES
Las personas que sufren de diabetes tienen demasiada azúcar en la sangre. Esta enfermedad generalmente es más grave si comienza cuando la persona es joven. Sin embargo, es más común en las personas mayores de 40 años y obesas.

HIPERCOLESTEROLEMIA
Es un nivel alto de colesterol, sustancia que se encuentra en los alimentos de origen animal como las carnes, huevos, mantequilla y derivados. Este padecimiento daña las arterias, favoreciendo la aparición de aterosclerosis, lo que a la larga puede llevar a un infarto.

GOTA
Esta afección se asocia con el exceso en el consumo de carne roja, bebidas alcohólicas y azucaradas. Ya que esto eleva la concentración de ácido úrico en sangre causando dolores en articulaciones, pies y rodillas. Para evitarla, consumir más legumbres, hortalizas y frutas y menos carne.

CÁNCER
Si bien es cierto que tiene ciertas implicancias de índole genética, también es cierto es que hay un vínculo estrecho entre el cáncer de colon y la mala alimentación. Todo indica que llevar una dieta rica en fibras naturales, ayudará a evitarlo. Por ello hay que comer frutas y verduras, dos alimentos ricos en fibras y otros nutrientes.

BERIBERI
Es una enfermedad causada por la falta de tiamina, una de las vitaminas B, la cual ayuda al cuerpo a convertir los alimentos en energía. Ocurre con mayor frecuencia cuando el alimento principal es un grano al que se la ha quitado su capa de afuera, por ejemplo, el arroz refinado.
 

Comentarios
 Para poder comentar, debes estar registrado.. es fácil y rápido
Suscribirse a nuestros contenidos
Nombre:
Dirección de correo:
MÁS VISITADO
 
MÁS COMENTADO
SEMANA
 
MES
 
SIEMPRE